PEDAGOGÍA DE PIANO
El maestro de música debe ser….
”Un artista de buen gusto y talento, una persona con tacto y autoridad, cariñoso y
conocedor de los niños. La cualidad más importante que debe tener es:
el poder de convencimiento”
Jaques Emile Dalcroze
El arte de enseñar piano a....
NIÑOS
En las etapas iniciales del aprendizaje de la ejecución de piano, lo más importante es la formación de hábitos de práctica diaria y consistente, el desarrollo
de una postura apropiada
(cuerpo y manos en equilibrio, manejo del peso-energía en
el ataque), el refinamiento del
oído y la orientación hacia la valoración y gusto por la buena música.

Estos elementos deben ser enmarcados en una enseñanza amorosa hacia el alumno,
el piano y la música.
JOVENES

El reto más difícil de vencer en la enseñanza a jóvenes es mantener una motivación fuerte hacia la disciplina en el estudio constante que sea superior a los múltiples distractores a los que se enfrenta aunado a una apropiada selección de repertorio de estilos contrastantes para convertirlo
en un pianista versátil proporcionando las bases sólidas que lo preparen para una vida profesional en la música, si es que así lo desea, o como un pianista aficionado competente.
ADULTOS
La mayoría de los adultos que inicia el estudio del piano, o retoma tras varios años de interrupción, es a manera de pasatiempo en medio de una agenda saturada de actividades laborales y personales, o para satisfacer un deseo frustrado de ser pianista profesional.

Al enseñar a estas personas es importante brindarles herramientas de lectura y teoría básica de la música que les permitan interpretar el repertorio de su elección y al mismo tiempo lograr que mantengan su motivación a largo plazo.